La Lepra la dejó pasar
 Nacional B Nacional B  Villa Dálmine Villa Dálmine  Independiente Rivadavia (Mendoza) Independiente Rivadavia (Mendoza)

La Lepra la dejó pasar

En un partido de bajo vuelo futbolístico, Villa Dálmine e Independiente Rivadavia empataron sin goles. El Azul tuvo la chance más clara con un penal que Mauricio Sperdutti pateó muy desviado. (Foto: Villa Dálmine oficial)

Por Federico Guerendiain

LA CLAVE: El momento que pudo haber cambiado la historia fue el penal y fue desaprovechado por Mauricio Sperdutti con un tiro muy desviado.

QUÉ HICIERON
VILLA DÁLMINE: Fue difícil para el local imponerse y marcar el rumbo del juego. Si bien no fue superado ni mucho menos apabullado por el visitante, no supo encontrarle la vuelta al partido. Sin embargo, el penal en contra pudo haber cambiado la historia y esa cuota de suerte le dio un respiro. Larrea llevó al equipo en cada ataque; ya sea mostrándose constantemente como opción de pase, o tomando el balón para iniciarlos él mismo, aunque no culminaron en gol o en alguna oportunidad para convertir. Alguna que otra individualidad destacada del ex Boca Unidos Ataliva Schweizer o de Marcos Sánchez, le dieron un poco más de brillo al Viola pero no hubo chance para algo más.

INDEPENDIENTE RIVADAVIA: El conjunto mendocino dominó las acciones los primeros 15 minutos, hasta el penal cometido sobre Vivanco por parte de Bilbao. Manejó bastante bien la pelota en el medio, con Imperiale y Banega como abanderados. Pero ese pequeño dominio se cayó rápidamente tras el malogrado tiro desde los 12 pasos de Sperdutti; no supo volver a tener el balón y decreció su ímpetu para buscar el arco rival. Tan así, que para la segunda mitad se conformó con el empate en cero y esperó a un error de un dueño de casa que claramente nunca llegó.

EL PANTALLAZO
A pesar de ser otro año atípico, con la pandemia de por medio, mucha gente se hizo presente en la platea del Coliseo de Mitre y Puccini. Muchos allegados y algunos hinchas infiltrados, recibieron y despidieron al equipo con aplausos, aún con el mal juego y los insultos por lo bajo que se arrojaron al aire. Desde las calles de Campana se pudieron oír bombas de estruendo y fuegos de artificio para recibir al conjunto de la ciudad. Ya resignados y con ganas de haber gritado un gol, se retiraron casi sin hacer espamentos. Como dato curioso; el "Mono" Navarro Montoya se encontraba sentado en la tribuna.

VILLA DÁLMINE 0: Emanuel Bilbao (5)A; Santiago Moyano (5), Maximiliano Pollacchi (6), Rodrigo Cáseres (6), Zaid Romero (5)A; Ataliva Schweizer (6); Leandro Larrea (7), Marcos Sánchez (6)(66' Germán Díaz), Cristian Ojeda (4), Facundo Rizzi (4); Sergio Sosa (4)(53' Juan Cruz Franzoni) DT: Felipe De La Riva Suplentes: Lucas Bruera, Franco Flores, Laureano Tello, Tomás Garro, Franco Costantino, Agustín Stancato, Stéfano Zarantonello

INDEPENDIENTE RIVADAVIA 0: Damián Cebreiro (5); Carlos Araujo (6), Alejandro Rébola (5), Paolo Impini (6)A, Luciano Sánchez (5)A; Sebastián Navarro (6)A, Félix Banega (5)(84' Diego Cardozo); Mauricio Sperdutti (5)(53' Sebastián Mayorga A), Daniel Imperiale (6)(84' Matías Quiroga), Ramiro Maldonado (5)A(65' Lucas Fernández); Gonzalo Vivanco (4)(65' Ignacio Irañeta) DT: Gabriel Gómez Suplentes: Emmanuel Cirrincione, Facundo Fabello, Leonel Ferroni

Jugado el 13 de marzo
Cancha: Villa Dálmine (buena)
Detalle: A los 18' Mauricio Sperdutti falló un penal
Árbitro: Sebastián Zunino (7)
Asistente 1: Nicolás Bravo
Asistente 2: Martínez Cuenca
Cuarto árbitro: Juan. P. Loustau
Resultado moral: Villa Dálmine 0 - Independiente Rivadavia 0