Ya está segundo y va por la punta
 Nacional B Nacional B  Atlético Tucumán Atlético Tucumán  Atlético Paraná Atlético Paraná

Ya está segundo y va por la punta

Atlético Tucumán despachó en casa a Paraná y alcanzó la línea de Santamarina en la segunda posición de este Nacional. (Foto: La Gaceta)

Por Santiago Ré


LA CLAVE: Paraná quedó mal parado en una jugada y los tucumanos de  contra pudieron abrir el marcador en un partido que venía siendo cerrado, aburrido y estresante para los espectadores.


QUE HICIERON: Atlético Tucumán: Venía de ganar cuatro de los últimos cinco partidos disputados, en los habituales once solo faltó Quiroga que no concentró por una lesión muscular. Dominó en el primer tiempo, aunque no llegó mucho al área visitante, le costó sortear a la línea defensiva que se mostró sólida. Mantuvo la posesión porque su rival se lo facilitó bastante. De las llegadas más importantes fueron: una volea de Molina que se fue elevada, un tiro del Pulga Rodríguez que pegó en el vértice de los palos y un bombazo de Julio que se rozó el travesaño.

En la segunda mitad perdió el control absoluto del balón y se lo tuvo que disputar con su rival. La realidad es que ninguno de los dos sabía que hacer con la pelota, por lo que los veinte primeros minutos del complemento fueron de terror… A los 80´ llegaría el primer gol luego de que Sbuttoni le llevara la pelota hasta los pies a Díaz que habilitó a Rodríguez y a González para que definieran frente a Arce, Rodríguez que le dejó el balón servido a González para que convirtiera también iba a tener la suya. A los 85´ la mandó a guardar de tiro libre y se ganó la ovación de su público.    

 

Atlético Paraná: Venía de perder de local con Douglas Haig y quería tratar de recuperar terreno en la lucha por un lugar en el reducido. A sabiendas de que visitaba a uno de los animadores del torneo, decidió jugar sin pelota y defenderse para estudiar a su rival, después de todo un empate ante el tercero tampoco le venía mal ¿no?

En la primera etapa no complicó pero tampoco lo complicaron demasiado, la estrategia de pelotazos al nueve casi dio sus frutos: Cadenazzi desde la medialuna remató y exigió a un Lucchetti que llegó con lo justo. Fue la jugada más clara del primer tiempo.

En el epílogo salió a jugar y presionó para aprovechar errores de la defensa blanquiceleste, apostó a esta idea y casi se puso en ventaja de esta manera cuando Sbuttoni resbaló y dejó la pelota a merced de Lencioni que definió rozando el palo ante la salida de Lucchetti. Si entraba esa pelota la historia podría haber sido otra. En defensa se destacó, los cuatro del fondo se lucieron pero de tanto apostar a ganar el partido quedo mal parado en una jugada y no lo perdonaron. Después del gol de González se desmoralizó y no pudo revertir la situación. No hubo tiempo para más pero Paraná se fue con la frente en alto porque tanto su técnico como jugadores supieron interpretar los momentos del partido, hicieron sufrir a varios en las tribunas y hasta se podrían haber ido con una victoria.


EL PANTALLAZO: 25.000 personas se llegaron al Monumental, la buena concurrencia en esta ocasión fue producto de dos cosas: por un lado la respuesta de un equipo que comenzó a responder como candidato, y por otro lado el debut de la nueva camiseta.  En la previa al partido, el local Dkmanía del estadio abrió sus puertas para que los hinchas pudieran comprar casacas, camperones, shorts, pantalones o lo que se les ocurriera de la marca Umbro, encargada de la indumentaria Decana. Se pudo ver a muchos hinchas con bolsas del local en las tribunas. Entre las banderas se destacó “Deca, vino y la mona” colgada en la tribuna Laprida, los cantos de aliento bajaron de las tribunas para motivar al equipo de Azconzábal: “Vamos los Decanos, pongan huevo que ganamos” “Dale dale De, hoy te vinimos a ver, para ser campeón hoy hay que ganar”. Hubo críticas importantes contra Gianini que no cobraba bajo el mismo criterio en faltas similares y que también decidió no cobrar una mano casual dentro del área (acción correcta ya que si no pegaba en la mano, la pelota igualmente se hubiera desviado en el torso del defensor visitante). Al técnico se lo silbó cuando decidió sacar a Acosta, pero fue la única crítica hacia propios que se pudo notar. Los goles se gritaron doble por lo complicado que se mostró el duelo y sobre el final hubo aplausos para todos.  


ATLETICO TUCUMAN 2: Lucchetti (6), Romat (7), Bianchi (5), Sbuttoni (5), Cáceres (7), Julio (5)(65´ Garnier), Acosta (6)(76’ Menéndez), Molina (5)(60´ Imbert), González (6), Rodríguez (7) y Díaz (7). DT: Juan Azconzábal. Suplentes: Ayala, Mieres, Longo y Matos.


ATLETICO PARANA 0: Arce (6), Dri (7), Reynoso (7) (69´ Córdoba), Piriz (6), Galli (5), Lencioni (6),Belforte (5)(80´ Cozzoni), Vercellino (7), Cadenazzi (5), Ekkert (6) y Ledesma (6)(32´ Alzugaray). DT: Edgardo Cervilla. Suplentes: Ruggiero, Stechina, Schonfeld y Benítez.  

(Jugado el 26 de Julio) Goles: 80´ González y 85´ Rodríguez.

Árbitro: Mauro Gianini (5) Cancha: Atlético Tucumán (Buena)

Público: 25.000 personas. Resultado Moral: 2 a 1.