Sorpresa Canaria en Campana
 Nacional B Nacional B  Villa Dálmine Villa Dálmine  Flandria Flandria

Sorpresa Canaria en Campana

Flandria consiguió un nuevo triunfo como visitante, lo alejó a Villa Dálmine de la punta y de paso se ilusiona, todavía, con eludir uno de los seis descensos. (Foto: Web del Viola)

Por Mateo Fernández Tomsin

LA CLAVE: El orden y la atención defensiva de Flandria tras convertir el gol, hizo que Dálmine no pudiera llegar nunca a la igualdad.

QUÉ HICIERON
VILLA DÁLMINE: En el inicio del partido fue demostrando la diferencia de posición en la que se encuentra  con respecto a Flandria. Salía rápido por las puntas y atacaba con mucha gente para buscar a Burzio o a Córdoba que se escabullían entre los centrales haciendo diagonales para ganarles la espalda. De esta manera le fue robando metros en el campo de juego, sin embargo no podía llegar tan fácil ni con claridad. Las dos de mayor peligro que tuvo fueron con un cabezazo en contra de Pons ante una mala salida de Griffo, quien pudo rehacerse y sacar la en la línea con un puñetazo; después tuvo un remate de Burzio que le dio muy bien después de que Córdoba se la bajara, pero su tiro se fue besando el ángulo, donde parecía que iba a meterse la pelota.
En el segundo tiempo, recibió el gol desde el arranque. El mismo fue un baldazo de sus fría del que le costó recuperarse. De la Riva movió el banco para tirar a su equipo bien arriba en busca de la igualdad pero la falta de variantes en ofensiva hicieron que recayera en un sinfín de centros que la defensa de Flandria, que estuvo muy sólida, no tuvo problema en sacar. Las dos oportunidades que tuvo para igualar el pleito fue primero por un remate Burzio tuvo un mano a mano que se fue muy por arriba del travesaño para igualarlo. El delantero recibió la pelota de un fallido cabezazo de Bellone y a pesar de ese rebote fortuito, definió casi en el área chica muy encima. Renso Perez en una de las últimas le pegó de aire y desde media distancia pero la pelota pegó en el techo del arco.
Así, Villa Dalmine perdió como local por primera vez y se quedó son invicto en Campana. Allí hace 8 que no perdía (7 PG - 1 PE).

FLANDRIA: Arrancó el primer tiempo jugando de igual a igual, atacando con sus armas, buscando a Pons y a Matos en el área. Pero al pasar los minutos el rival lo obligó a retroceder un poco sobre su campo y a tener que apostar a la velocidad de Medina y Puch pero ambos no estaban claros y esto sumado a algunas impresiciciones en los pases dificultaban la posibilidad de acercarse a Perafan más que sólo con algún remate intrascendente de media distancia. Después esperó el final de los primeros 45 minutos porque a pesar de no haber sido superior y corrido mucho en ataque, si hizo un desgaste muy grande en todas las posiciones para marcar las buenas asociaciones que intentaba el local pero que eran frenadas por la gran labor defensiva.
En el complemento golpeó desde el vestuario, tras un pase de Ramirez, Pons acomodó el cuerpo para ganarle a Celaya, le pegó y la clavó en el ángulo para marcar un gol bien propio de un 9 y poner a Flandria arriba en el marcador. Jugó de contra para intentar marcar el segundo pero no pudo tampoco crear grandes chances de gol. 
La solidez de la defensa, el orden y la tranquilidad hicieron que pudiese romper el maleficio de que le dieran vuelta el cotejo para quedarse con una gran victoria en Campana.
Así, Flandria, a pesar de no haber jugado un gran partido, se llevó los tres puntos a Jauregui para que todavía no lo den por muerto y que se mantenga la ilusión y la esperanza de mantener la categoría.

EL PANTALLAZO
Aceptable marco de público en El Coliseo de Mitre y Puccini para ver a uno de los animadores del torneo. 3000 personas se acercaron para ver el partido frente a Flandria.
En la Popular, 1500, donde se ubicó "La Banda de Campana", que llevó tirantes (que colgó desde una de las torres de luz como es habitual), bombos, repique, trompetas, banderas de palo y muchas banderas que le dieron colorido al alambrado como: "La Banda de Campana", "Las Praderas", "Ultravioletas", "Santa Lucía" "Dalmine", etc. Buen recibimiento con papelitos y algunos globos.
En la tribuna de atrás del arco, 500, y en la Platea, otros 1000, que cada tanto alentaban al equipo sumando cánticos a los de la popular o mismo con aplausos. Mucha bronca con el árbitro y con Flandria por hacer tiempo, sobretodo con su arquero Griffo, luego Ruggiero y por último con entrenador de arqueros Marcelo Benavidez. Despedida con aplausos a pesar de una sorpresiva derrota.
De Flandria, más de 70 allegados que se sacaron la mufa de la derrota vs Sarmiento de Junín, gritaron mucho el gol y aplausos para sus jugadores mientras celebraron el triunfo.

VILLA DÁLMINE 0: Martín Perafán (5); Franco Flores (5), Renzo Alfani (4)(53´ Federico Jourdan 4), Juan Celaya (5) y Gonzalo Papa (5)A; Renso Pérez (5)A, Leandro Sapetti (6) y Ramiro López (6); Nicolás Sánchez (6)(51´ Favio Durán 5); Pablo Burzio (5) y Jorge Córdoba (5)(78´ Santiago Giordana A). DT: Felipe De la Riva. Suplentes: Sebastián Blázquez, Marcelo Tinari, Horacio Falcón y Marcos Rivadero.

FLANDRIA 1: Leonardo Griffo (5)(67´ Mauro Ruggiero A); Juan Cruz Randazzo (5), Alejandro Cabral (6), Diego Sosa (7) y Andrés Camacho (6); Mariano Puch (5)A, Mauro Bellone (6), Iván Ramírez (5) y Diego Medina (5)(89´ Alejandro González); Luciano Pons (6)(83´ Pablo Bueno) y Sebastián Matos (6). DT: Favio Orsi / Sergio Gómez. Suplentes: Claudio Pérez, Milton Zárate, Leonardo Villalba y Sebastián Grazzini.

Jugado el 24 de febrero
Gol: 46´ Pons 
Cancha: Villa Dálmine (excelente)
Árbitro: Bruno Bocca (4) Flojo arbitraje.  
Público: 3000
Resultado Moral: Villa Dalmine 1 - Flandria 1